DISTINTOS SECTORES DE LA CONVENCIÓN RECHAZAN CAMPAÑA CONTRA MACHI LINCONAO POR PARTE DE UNA FACCIÓN DE LA DERECHA
Maximiliano Alarcón G.- Camila Higuera - 06/08/2021 – Interferencia Convencionales de ‘Vamos por Chile’ ocuparon como argumento el paso de la autoridad ancestral mapuche por tribunales, del cual resultó absuelta, para defender la permanencia del ex edecán de Pinochet, Jorge Arancibia, en la Comisión de Derechos Humanos. Otros constituyentes acusan un hostigamiento constante contra Linconao. …

Maximiliano Alarcón G.- Camila Higuera - 06/08/2021 – Interferencia

Convencionales de ‘Vamos por Chile’ ocuparon como argumento el paso de la autoridad ancestral mapuche por tribunales, del cual resultó absuelta, para defender la permanencia del ex edecán de Pinochet, Jorge Arancibia, en la Comisión de Derechos Humanos. Otros constituyentes acusan un hostigamiento constante contra Linconao.

Ayer jueves se vivieron momentos de tensión en la Convención Constitucional, esto a raíz de un nuevo ataque contra la machi Francisca Linconao, esta vez de parte de la convencional de Renovación Nacional, Ruth Hurtado, quien proviene de la Araucanía.

El hecho ocurrió durante la Comisión de Derechos Humanos, en la cual participan ambas representantes.

"Sabemos que en el juicio la convencional Linconao salió absuelta de la participación, porque la prueba fue interpretada ilegal. Pero creo que es importante señalar que en la sentencia se acreditó que el grupo que se concertó para ir a asesinar al matrimonio Luchsinger-Mackay se reunió previamente en la dirección de la convencional Linconao", dijo Hurtado, momento en que fue interrumpida por la convencional Manuela Royo (Movimientos Sociales Constituyentes), quien es una de las coordinadoras de la Comisión.

“Tratar a las personas mapuche de terroristas es un discurso de odio y de violación a los derechos humanos y en esta sala no se va a permitir”, fue parte de la respuesta de Royo, con la que acto seguido dio fin a la sesión.

Los hechos

El caso Luchsinger-Mackay es uno de los más emblemáticos respecto del conflicto entre el Estado chileno con el pueblo mapuche. Los hechos ocurrieron el 4 de enero de 2013, cuando un grupo de personas ingresó al fundo del matrimonio compuesto por Werner Luchsinger y Vivianne Mackay para incendiar el hogar de estos, lo que terminó con la vida de la pareja.

Primero se realizó un juicio contra el machi Celestino Córdova, quien fue detenido durante horas posteriores al ataque con una herida de bala en el tórax que habría sido disparada por Luchsinger, evidencias por las que fue condenado a 18 años de cárcel por el delito de incendio con resultado de muerte, sin carácter terrorista.

Después, en 2016, se detuvo a José Peralino, tras una interceptación telefónica de la Policía de Investigaciones (PDI) en la que le decía a una amiga que él había participado del atentado. Al ser detenido, firmó una declaración en la que acusaba que con otras diez personas se reunieron en la casa de la machi Linconao para planificar el incendio, pero tiempo después dijo que declaró esto en medio de torturas de los policías.

De todas formas, se realizó el juicio contra estos once imputados. En una primera instancia fueron absueltos todos, puesto que el Tribunal Oral en lo Penal de Temuco consideró que más allá de la declaración firmada por Peralino, la cual además fue desmentida por él mismo posteriormente, no existía evidencia de la participación de estas personas. Pero este juicio fue anulado por la Corte de Apelaciones de Temuco, al considerar que la retractación de Peralino se había hecho por la prensa y no en juicio oral.

Luego, en el nuevo proceso judicial, se absolvió a ocho de los once, incluida la machi Linconao, siendo condenados José Tralcal, Luis Tralcal y José Peralino por el delito de incendio con resultado de muerte, sin carácter terrorista. Este resultado actualmente es revisado por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, puesto que se mantienen las dudas en torno a la declaración inicial de Peralino.

Por estos hechos la machi Francisca Linconao estuvo un total de nueve meses en prisión preventiva, lo que tras la absolución la convirtió en un emblema de la prisión política en Chile contra el pueblo mapuche.

La presencia de Arancibia y el acoso

Pese a toda esta información, en un sector de los convencionales de derecha, su paso por tribunales ha sido ocupado como argumento para cuestionarla.

Las declaraciones de Ruth Hurtado contra la machi y la convencional Manuela Royo, se dieron luego de una acumulación de tensiones al interior de la Comisión de Derechos Humanos, Verdad Histórica y Bases para la Justicia, Reparación y Garantías de no Repetición a raíz de la presencia del convencional Jorge Arancibia –quien fue edecán naval del dictador Augusto Pinochet entre 1980 y 1982– en el espacio. Tanto Linconao como otros convencionales de la Lista del Pueblo, Movimientos Sociales Constituyentes y escaños reservados se han manifestado abiertamente en contra de la participación de Arancibia en esta comisión en particular.

Horas después de los dichos de Hurado, el convencional Arturo Zúñiga (UDI), ocupó el mismo argumento: “Si el día de mañana una persona pide una inhabilitación del señor Hugo Gutiérrez, por prófugo, nosotros vamos a estar en contra. Si el día de mañana alguien pide una inhabilitación del señor Marcos Barraza, por estafa en la Universidad Arcis, nosotros vamos a estar en contra. Y si alguien pide inhabilitar a Francisca Linconao, por el asesinato al matrimonio Luchsinger, nosotros vamos a estar en contra, porque somos consecuentes”, dijo el ex subsecretario de Redes Asistenciales.

Durante la tarde, después de un punto de prensa, al retirarse del edificio del ex Congreso a la machi Linconao se le vio bastante afectada. Los comentarios entre sus cercanos en la Convención es que ha sido hostigada constantemente durante la instancia.

Ejemplos concretos de esto último son los ataques racistas que ha recibido de Teresa Marinovic por el hecho de hablar en mapuzungun, como también los cuestionamientos por el arriendo de un departamento por un mes para que la autoridad ancestral mapuche pudiera cocinar de acuerdo a sus costumbres, pero cuyo gasto –de $ 1 millón 800 mil pesos– fue coordinado y financiado por el gobierno a través de la productora Street Machine.

Múltiples reacciones de apoyo

Luego de las palabras de Ruth Hurtado, los convencionales mapuches realizaron un punto de prensa en las dependencias del ex Congreso, donde declararon su apoyo incondicional a la machi Francisca Linconao, condenando el discurso de odio de la convencional representante de Renovación Nacional, que insiste en vincular a la autoridad ancestral mapuche con el caso Luchsinger-Mackay, a pesar de haber sido absuelta en dos ocasiones.

La machi declaró que seguirá trabajando en la construcción de la nueva constitución a pesar de que tanto ella como la presidenta de la mesa directiva, Elisa Loncon, reciben el constante acoso de los constituyentes de Vamos por Chile, debido a que ellas están presentes en la Convención para dejar plasmada la realidad histórica del pueblo mapuche y de otras naciones indígenas.

“Al pueblo mapuche le dicen terroristas, nosotros no somos terroristas. Yo soy machi, no soy terrorista. Yo trabajo con la medicina, también soy agricultora. No le hago mal a nadie”, dijo la autoridad ancestral mapuche. “También hablo por los presos políticos mapuche o no mapuche. Porque este gobierno lo único que sabe hacer es culpar a las personas inocentes, mandarlos a la cárcel, así como a los jóvenes de la revuelta que están presos [...] porque sin documentos, la culpan a uno y la llevan a la cárcel, así como me pasó a mí”, agregó la convencional.

Por su lado, la constituyente mapuche Rosa Catrileo indicó que no permitirán que Vamos por Chile intente igualar el montaje policial que sufrió la machi con la historia y las responsabilidades de Arancibia en su colaboración con la dictadura. “No se puede entender que se compare a una víctima de violacion de los derechos humanos como es la machi Francisca con una persona que estuvo al mando y al servicio del principal dictador de acá de Chile”, dijo Catrileo.

Además, agregó que los siete convencionales mapuches están participando de esta instancia para reivindicar las demandas históricas de su pueblo con la dignidad que los ha caracterizado siempre y que junto a los otros constituyentes de los escaños reservados conversarán la posibilidad de llevar a Ruth Hurtado frente a la Comisión de Ética para que su discurso de odio tenga un freno.

 “Detrás de la Machi estamos todos los mapuches con conciencia.  Estamos los siete mapuches y los 17 convencionales de primeras naciones. No la dejaremos sola”, fueron partes de las palabras de respaldo del convencional Adolfo Millabur a Linconao, que comparte espacio en la comisión con la machi. Millabur agregó que las declaraciones racistas de la derecha junto con la integración de Arancibia a la comisión de Derechos Humanos es parte de una estrategia para desviar las discusiones realmente importantes.

“Este gobierno, la derecha está muy preocupada seguramente y pone al señor Arancibia para distorsionar y hacernos perder el horizonte para discutir el tema de fondo que es la verdad histórica, que es la justicia, que es la reparación, …, están muy preocupados de los privilegios y el control del poder que han tenido siempre y está en riesgo”, añadió el convencional.

La presidenta de la mesa, Elisa Loncon, quien también ha sido víctima de dichos racistas desde el inicio de la Convención, se sumó a las palabras de apoyo hacia la machi y calificó como un error que sigan vinculando a Linconao con un crimen que no cometió y cuyo montaje la convirtió en una víctima más de la justicia colonialista que ha violado los derechos humanos de tantos otros mapuches.

“Hemos visto a través de estos actos de racismo, actos de vulneración de derechos, que no todos comprendemos esta historia de vulneración de derechos humanos que tiene Chile. Este tema de los derechos humanos que vivimos acá no es reciente. Todo Chile sabe que no hemos abordado la defensa de los derechos humanos en la profundidad que se merece”, indicó Loncon en el punto de prensa.

Por otra parte, el convencional quechua Wilfredo Bacián declaró que es lamentable “que todavía existan sectores colonialistas, con una mente occidental que pretende mirarnos desde arriba hacia abajo”, que aún no entienden que el nuevo Chile debe construirse entre todas y todos partiendo de la base del respeto.

Ocho de los 15 constituyentes integrantes de la Comisión de Derechos Humanos emitieron un comunicado repudiando las palabras de Hurtado. Añaden que “no dejaremos de denunciar toda forma de violencia política, especialmente contra mujeres y grupos históricamente vulnerados”.

El comunicado, firmado por Millabur, Giovanna Roa (RD), Constanza San Juan (MSC), Juan José Martín (INN), Manuel Woldarsky (LDP), Ivanna Olivares (LDP), Carolina María Rivera (LDP) y Carolina Videla (PC), indica lo vital que ha significado la presencia de Royo y de la machi en el espacio constituyente.

“Admiramos su aporte dentro de esta Convención, su histórica labor de defensa a las comunidades originarias violentadas por el Estado y respaldamos la lucha por la defensa irrestricta de sus comunidades y territorios”, dice el escrito.

GENTILEZA DE INTERFERENCIA