CON LAS MUJERES NO SE JUEGA: «EL RECONOCIMIENTO HA SIDO UNA LUCHA DE AÑOS, DÉCADAS DE INVISIBILIDAD»
por Verónica Pardo Lagos 14 noviembre, 2021 – El Mostrador Todos y todas miramos con horror como los talibanes volvían al poder en Afganistán y el peligro que eso suponía para las mujeres de ese país. Miles de ellas luchaban por escapar de un futuro sombrío para sus vidas. El miedo al maltrato, la invisibilidad y el …

por Verónica Pardo Lagos 14 noviembre, 2021 – El Mostrador

Todos y todas miramos con horror como los talibanes volvían al poder en Afganistán y el peligro que eso suponía para las mujeres de ese país. Miles de ellas luchaban por escapar de un futuro sombrío para sus vidas. El miedo al maltrato, la invisibilidad y el peligro que corrían, las hacían preferir huir del país. Pero no debemos irnos muy lejos para ver que en nuestro país la mujer está en peligro.

El candidato presidencial José Antonio Kast busca, en su programa de gobierno, disminuir el rol de la mujer a su mínima expresión. La eliminación del Ministerio de la mujer y equidad de género -aunque digan que no es así al fusionarlo con otra cartera-, no es simplemente abaratar burocracia como lo tratan de disfrazar. Es, en otras palabras, invisibilizar el rol de la mujer como sujeto de derecho, con todas las implicancias que eso conlleva. Aunque convengamos que los últimos cuatro años tampoco hemos avanzado mucho en este tema.

Invito a todas las mujeres a defender la institucionalidad que nos ha permitido avanzar en igualdad y en la posibilidad de marcar el futuro del país. Chile se construye con y junto a las mujeres.

El reconocimiento a las mujeres ha sido una lucha de años. Décadas de invisibilidad, malos tratos, femicidios, abusos, grotescas diferencias salariales y machismo, han marcado la historia de la mujer en nuestro país. Qué decir de la lucha por la equidad de género y las distintas comunidades de disidencias sexuales.

Por lo mismo, que un candidato presidencial intente que las mujeres retrocedamos a años de oscuridad, tratar de que las mujeres pierdan sus derechos minimizándolas a un rol “familiar” -que por cierto es responsabilidad de ambos padres- no se puede permitir. Muchas, sin distinción de edad, filiación política, nivel socioeconómico, hemos defendido la participación de las mujeres en todos los ámbitos de la vida, en la igualdad de deberes y derechos con los hombres, y en potenciar el Ministerio de la Mujer como herramienta que canalice nuestros derechos.

No podemos quedarnos en silencio. El 84% de los padres deben pensión alimenticia. El 85% de las cabezas de familia son mujeres. Hoy más que nunca debemos defender lo logrado y evitar que una visión machista y sesgada nos haga retroceder años como país. Los desafíos que tenemos a futuro requieren la visión y participación de las mujeres. Podemos y debemos ser protagonistas de los cambios que vivirá el país.

Podemos tener presidentas, parlamentarias, deportistas. La nueva constitución la lidera una mujer. Científicas, lideresas de derechos sexuales, jóvenes luchando contra el cambio climático. Estamos presentes en todos los territorios con una visión integradora, dialogante y una mirada de futuro.

Invito a todas las mujeres a defender la institucionalidad que nos ha permitido avanzar en igualdad y en la posibilidad de marcar el futuro del país. Chile se construye con y junto a las mujeres.

GENTILEZA DEL MOSTRADOR